-¡Dios mio, en serio! ¡No me lo puedo creer! Yo pensaba que lo iba a aprobar! ¡Voy a morirme!- La muchacha se tomó la noticia de haber suspendido el examen con muchísimo sentido del humor.

Ella y sus amigas reían.

-¡Cómo me vuelva a suceder me tiro por la ventana! No, espera...- Reía y reía, contagiando a sus amigas.

-¡Creo que me voy a tirar ahora!-

Se levantó de su silla, acercándose a la ventana de la clase.

Era un cuarto piso.

Seguía riendo, con los ojos llenos de alegría.

Sus amigas también estaban muertas de la risa.

Con ayuda de sus manos, se sentó en alféizar de la ventana, con las piernas colgando por dentro.

-¿A que me tiro? ¡Jajaja! ¡Es que no me lo puedo creer! ¡¡¡A mi esas cosas no me pueden pasar!!!- Seguía riendo, al igual que sus amigas.

-¡Qué!, ¿No me lo vais a impedir?- Preguntó, poniéndose seria repentinamente, pero al momento estalló en carcajadas de nuevo.

Una de sus amigas se sobresaltó, pero al ver que todas seguían riendo, las imitó, despreocupándose automáticamente.

-"Si no me lo impedís, pues nada"- Dijo al fin, colocando las manos en el marco de la ventana, agachándose hacia detrás, y dejándose caer al vacío.

Sus amigas se quedaron petrificadas, y al instante corrieron hacia la ventana.

Abajo, en la calle, yacía el cuerpo inerte de su feliz compañera.

--------------------------------------------------------------------------------------------

Estaba en mi cuarto, en mi camita, con la luz apagada.... Y no podía dormir. De pronto, esta idea (en imágenes) se me vino a la cabeza, y me levanté, encendi el pc, y la escribi.

Es rara, pero me gusta