fσя fяєє∂σм

Epílogo

Principio

Todos estaban reunidos en el palacio Blanco del Bosque. Hiro y Mizusu reñían a su hija mayor, Sakura, por molestar a la más pequeña, Inori, y sus dos gemelos, Yue y Sasuke, de edad intermedia, se burlaban por lo bajo. Kai disfrutaba de una animada conversación con Kazemi, quien, por primera vez en casi cien años volvía a su pueblo. No habían cambiado en nada, como seres inmortales que eran, pero igual, el peliplateado se había dejado crecer una piocha que su amada esposa le reprochaba a cada dos por tres.

Rei, hermosamente vestida, platicaba por lo bajo con su gemelo, Ren, quien a pesar de su evidente fama entre las mujeres, no se había casado.

La situación era feliz. Todos ellos, importantes en el Imperio, unidos como una verdadera familia, eran queridos. Kai y Rei, ambos felices, gobernaban atinadamente a los dragones, disminuyendo los prejuicios restantes. Hiro y su querida Mizusu entrenaban al ejército, fueran fénix, elfos, dragones o humanos, pero igual, en su casa no podían controlar a sus cuatro hijos. Ren, taciturno y serio, era el consejero personal del Kirin desde que Akarui había vuelto a su vida errante.

Y sin embargo, una nueva noticia estaba a punto de alegrarles aún más el día.

-Bueno, ya, cállense-ordenó Kai, siendo abucheado por su primo. Le sonrió salvajemente y su sobrinita se escondió tras su madre. Suavizó su expresión antes de mirar a su mujer y respirar profundamente-...la verdad es que los hemos invitado hoy para anunciarles que Rei y yo vamos a ser padres.

Kazemi y Mizusu sonrieron enormemente y preguntaron por todos los detalles. Hiro fue más fastidioso y se burló de Kai por haber tardado tanto.

-¿Y que esperamos?Hay que celebrar, hermanita-le dijo Ren a Rei mientras que los músicos que acompañaban a los presentes tocaban una alegre música. Sin más miramientos, empezaron a bailar dando largas vueltas.

-¿Entonces voy a tener un primito?-susurró Inori por lo bajo a Kai. Kai le sonrió. Inori había heredado un cabello azul oscuro de su madre y los ojos dorados de su padre y a su edad de cinco años era demasiado adorable a la vista de todos.

-Si...aunque a mi me gustaría más una niñita para que juegue contigo-le confió Kai. Sakura soltó una risotada burlona.

-Será un varón para que aprenda a pelear de mi-replicó esta. Su cabello café y sus ojos azules más su cuerpo de catorce años hacían que más de uno en la Academia suspiraran por ella. Sin embargo, a pesar de su físico, había heredado la misma actitud burlona de su padre-Aparte que como primogénito debe cuidar de la familia.

-Nosotros preferiríamos más una prima-replicaron los gemelos, ambos de cabellos oscuros y ojos azules.-Ya somos demasiados hombres...

Los cuatro hermanos empezaron a pelear y después de una significativa mirada de parte de Mizusu, Hiro fue a corregir la actitud de sus retoños.

-¿Y ya has pensado en un nombre?-cuestionó Kazemi. Rei se quedó dudando.

-Si es un varón le pondremos Shen, como el padre de Rei-anunció muy seguro de sí Kai. Rei lo miró disgustada.

-Es una lástima que no se hayan apresurado porque ya hay un Sasuke-se rió Hiro por lo bajo.

-No, si es varón será Yuuki-replicó Rei después de pensarlo un momento.

-¿Yuuki...?No me gusta...-empezó a quejarse Kai, pero fue interrumpido por Mizusu.

-¿Y si es una damita?-dijo, con una sonrisa para con Inori.-Supongo que le pondrán Karin.

-¡Kotori!-gritó triunfante Rei antes que su esposo abriera la boca.

-¿Kotori Kurohane?¿Qué va a ser, un cuervo?-se burló Sasuke en voz baja ganándose una mirada reprobatoria de su madre.

-No sé, me gusta-sonrió Rei. Kai suspiró, derrotado, y relevó a Ren en el baile. No importaba esa pequeña discusión, en cuanto su pequeño retoño naciera, lo decidirían. Abrazó con fuerza a Rei y le dio un beso en la frente mientras una cálida brisa entraba en la habitación.

Todo estaba bien ahora.

Notas de la autora: Arghhh, al fin, despues de casi cinco años con esto tras de mi decidi subirlo correcciones, sin cambios drasticos, tal y como lo escribio la niña que soñaba con ser escritora hace años. He cambiado, he crecido, y no me arrepiento de haberla terminado.

Así que seguiré con el proyecto tal y como lo había planeado, la continuacion e historia principal es The Diviner, para cualquiera que quiera seguir leyendo, ya esta avanzando, quiero hacerla un manga, asi que subire la historia con formato de novela para que ustedes me aconsejen en cada detalle!

Los amo!

Dedicada a Julius, y a ti, por haber llegado hasta el final

© Copyright 2008-2010 Tori no Uta (FictionPress ID:616749)