Prólogo:

Las hermanas huérfanas a causa de la guerra son llevadas del Orfanato Barrius a su nuevo hogar. La menor de siete años mira por la ventana mientras se peina un poco los rizos pelirojos y respira ansiosamente con mucho ánimo con ganas de ver de nuevo a su madre y a su padre. La mayor de nueve años mira por la ventana sin ánimo. Ella recuerda con tristeza la última noche que estuvo con su amigo, su único amigo, aquella noche en la cual él escapó. Pero luego de pensar en aquel momento, ella mira a su hermana y se alegra levemente al saber que su hermana está feliz, es lo único que importa. La mayor abrasa a su hermanita intentando alegrarse por el hecho de que irán a un hogar, pero no lo logra.

– Todo saldrá bien, Dannie. – susurra la pequeña peliroja a su hermana.

La mayor mira su brazalete de cuatro perlas, cada una de un color que -según su padre- Significan algo diferente. La perla más oscura era la que estaba más al lado izquierdo. Esta significa que la vida tiene su lado oscuro, un lado de violencia, de corrupción y de tristeza. Por eso, al lado derecho estaba una perla blanca, la que a pesar de todo lo malo de la vida, aún podemos seguir adelante y su representación era la esperanza y la paz. Luego una perla con un tono rojo que significaba el amor, no necesariamente a una persona en especial, sino que el sentimiento de cariño y protección sobre las personas más importantes. Y la última, la perla que su padre pintó con una pintura dorada -que en aquellos tiempos era un lujo que una familia de clase baja no disponía- que significaba la valentía y la lealtad. Felix era el nombre del padre de las hermanas, y éste le dio una pequeña daga un poco mas larga que su mano, simplemente por si necesitaba defenderse en el hostil mundo. El padre de Danielle o Dannie y de "Saphy" -como Dannie la llama por una pelicula de un gran director de hace casi dos siglos- se la dió a Dannie la última vez que se vieron, justo antes de que un grupo del Estado se lo llevara a la esclavitud en un campo árido donde la vida humana no es apreciada, tal y como había pasado hace más de dos siglos y que la gente "diferente" era exterminada como una plaga por la falta de tolerancia de aquellos días.

La hermana mayor se acerca al oído de su hermana menor, y susurra con un tono decidido

– Solo espero vivir en un mundo mejor y dejar el pasado atrás.