¡Hola a todos! Aquí vuelvo. Esta pequeña historia (One-shot) se me ocurrió en la clase de Lectura. Originalmente consta sólo de 112 palabras, pero se me hizo muy corta como para escribirla así.

No los entretengo más.

¡Lean!

Según las leyes actuales de copyright, propiedad intelectual y derechos de autor, el propietario de los derechos de una obra tiene el derecho de controlar o restringir la publicación de obras derivadas (traducciones, adaptaciones, etc.). Sin el previo permiso del autor se considera plagio, y es ilegal. Abstente de copiar historias.

...: :...

Escucha bien a tu alrededor

Por O'h Isabel

Era un día nublado y solitario. De color gris. Probablemente nadie lo recordaría al día siguiente, pues dicen que el color gris es un color que es para olvidar.

Las calles estaban empapadas de la lluvia que había caído horas atrás. Para alguien a quien le gustara la tranquilidad, era un día perfecto. Sin ruidosos autos pitando, sin niños gritando, sin padres ni madres de familia jalando a sus hijos, exasperados porque el crío quería ver el escaparate de los juguetes.

Todos preferían estar en su hogar, viendo desde dentro a los desafortunados que habían olvidado la sombrilla. Viendo como los autos pasaban y mojaban de pies a cabeza a los peatones.

Pero había una chica a la que no le importaba nada de eso. Caminaba por la acera y era la única persona que se veía en el área. Sus botas chillaban desagradablemente a causa del agua. Iba apresurada, pues es casa la esperaban un chocolate caliente, una cobija suave y una tarde de comedias románticas. Su madre se lo había prometido antes de irse al trabajo, en incluso había pedido salir temprano.

La chica tomó un atajo para llegar pronto. Su madre siempre le advertía no irse por ahí, pues decía que era una comunidad insegura. Ella decidió que no importaba, no se veía a nadie cerca y además llegaría más rápido.

Iba tan ensimismada pensando en lo que iba a hacer cuando llegara a casa, que no escuchó los pasos que se aproximaban a ella. Rápidos, desesperados. Sólo advirtió el peligro cuando su boca fue cubierta por un pañuelo con alguna sustancia extraña. No pudo gritar, mucho menos correr. Una lágrima surgió de sus ojos antes de que éstos se cerraran.

Su madre la estaría esperando por siempre.

…..: :...

¡Aquí el fin! ¿Qué les pareció? Es la primera historia que escribo de tragedia, y me ha gustado, espero que a ustedes también.

¿Ven algún error? ¿Qué me falta para mejorar? ¡Ustedes digan! Claro, siempre con respeto.

Si alguien quiere seguirme en Twitter el link está en mi perfil.

Les deseo suerte y gracias por leer.

O´h Isabel.