Gioia

The State of Dreaming

—O—

(Disclaimer)

Los personajes y escenarios de ésta historia me pertenecen y no permito que sean usados por otro sin mí previo consentimiento.

(Resumen)

—Lo siento, pero no puedo seguir llevándote.

Trata de convencerse de que en casa tendrán que perdonarla y entender que no tuvo otra opción.

—O—

NOTA: ésta historia tiene un soundtrack. Si quieres escucharlo, ve a mi página de FB (PruePhantomhive) y pon el título en la barra de búsquedas.

—O—

La noche es fría y espesa, pues está cubierta de una niebla que se retuerce entre los troncos de los árboles y los matorrales como una serpiente hambrienta e insensible. El aire huele a tierra mojada y le cala en las fosas nasales con cada inhalación que toma. El sonido de su respiración se mezcla con el ulular de los búhos, cuyos ojos destellan en la negrura al ser iluminados por el resplandor lunar, haciendo todo lo posible por atravesar la capa de nubes grises que cubre el cielo.

Fue una elección terrible salir a acampar en un día así.

Su ropa susurra con cada paso que da, caminando hacia atrás, con el cuello torcido sobre el hombro para ver por dónde va, y las ramas que se trozan bajo la suela de sus zapatos emiten gritos que estallan como bombas atómicas.

Cree que lleva largo rato rezándole a una entidad en la que no cree para que el ruido no las delate.

Tiene los nervios de punta, la boca, llena de bilis, y los brazos comienzan a dolerle de una forma que quema. La adrenalina que la movió al principio la ha abandonado casi por completo, al igual que la fuerza física con la que llegó, dejando atrás sólo una espesa capa de sudor que le ha empapado la ropa por debajo de la chaqueta impermeable y un palpitante dejo de terror que se obliga a mantener dormido por el bien de su estabilidad mental.

Nueve pasos más en total y se rinde, porque los ruidos a su alrededor no le dejan otra opción. Es una o las dos.

—Lo siento, pero no puedo seguir llevándote —le dice a su hermana menor cuando tiene los brazos tan entumidos que ya no le responden.

El sonido de su aliento corta el ambiente como la oz de la Muerte y hay cracs y shush más allá, recordándole que no están solas y que sus andares han dejado un rastro en la tierra fácil de seguir.

Deja de rodear el torso de la mujer con las manos enguantadas y, con cuidado, la deposita en el suelo despacio, arrastrando los pies por la hojarasca lo más silenciosamente que puede mientras la recuesta entre los sotos. Está tan agitada y el ambiente es tan gélido que hasta respirar le causa pesar. Puede sentir en la garganta el dolor vestigial de gritar con todas sus fuerzas, sin que nadie la oyera en éste lugar.

Se arrodilla al lado de su hermana y se inclina para besarle la frente antes de ponerse de pie y continuar, agotada, dejándola atrás, sangrante, pálida y mirando en su dirección con ojos demasiado abiertos y horrorizados por la traición, pero, quizás, de ésta manera el oso que le abrió el estómago de un zarpazo, matándola hace más de una hora, encuentre sus restos, se conforme con eso y se detenga al menos un momento para darle a ella la oportunidad de escapar.

Mientras se apresura entre la hierba, con un nuevo impulso de energía, nacido más que nada del espanto por lo que acaba de hacer, ayudándola a moverse entre los troncos con la agilidad de una gacela, trata de convencerse de que en casa tendrán que perdonarla y entender que no tuvo más opción que dejar el cuerpo de Gioia atrás.

Después de todo, nadie dijo que ser una hermana mayor sea tarea fácil y a veces implica tomar decisiones radicales.

—O—

Mis historias originales son publicadas tanto en AO3 como en FictionPress, bajo el mismo seudónimo: The State of Dreaming.

Para el resto del mundo soy conocida como PruePhantomhive, escritora de fics en múltiples fandom, y me encuentran en:

Página de Facebook: PruePhantomhive (información de actualizaciones, historias nuevas, recomendaciones de todo lo que me interesa y más).

Canal de YouTube: Prudence Hummel (orientado más a la ecología y al reciclaje).

Si te gustan mis historias, no seas un odioso ghost y regálame un comentario o un kudo :)